Lada 477 y cómo evitar la extorsión telefónica

Lada 477

Las llamadas pidiendo dinero han aumentado en los últimos años, pero denunciarlas es posible acudiendo al número de emergencias de cada país.

Las llamadas telefónicas extorsionadoras han aumentado en México en los últimos años. Suelen venir de números desconocidos, que una vez descolgado el celular vierten amenazas y piden dinero u otras cosas a cambio de no hacer mal a hijos, padres, hermanos y otros familiares. Esta práctica es cada vez más habitual en países como México, donde la delincuencia no cesa, pero gracias a los números de emergencia nacionales detectar y denunciar estas llamadas es posible.

De todas las llamadas extorsionadoras que han sido denunciadas en los últimos tiempos en México, muchas de ellas tienen un denominador común, la misma “Lada”: 477. Este es el identificativo de la ciudad de León.

¿Qué hay que hacer si se recibe una llamada con la lada 477?

Si recibe una llamada inesperada en el teléfono fijo o móvil con la lada 477 lo mejor de todo es no descolgar, porque es posible que se trate de una llamada para extorsionar. Pero si se cae en el error y ya no hay marcha atrás, es importante seguir una serie de actuaciones para denunciarlo y evitar problemas con los allegados.

Avisar a los familiares

Si se ha producido la llamada, lo normal es que el delincuente que ha llamado desde la lada 477 haya pedido que se deposite una gran cantidad de dinero en una cuenta para liberar a un familiar o ser querido que tienen secuestrado o maniatado. La principal es no caer en el error de entregar dinero y nada más colgar poner en conocimiento de los familiares lo sucedido para comprobar que no están en peligro.

Denunciar lo sucedido

Una vez se haya comprobado que realmente se trataba de una extorsión para sacar dinero, habrá que denunciar lo sucedido automáticamente a las autoridades.

¿Cómo denunciar este tipo de llamadas?

Lo ideal para denunciar este tipo de llamadas extorsionadoras es acudir a los números de emergencia del país: estos suelen empezar por 911 o 091. Aunque la lada 477 es de las más comunes hay otras muchas que habrá que identificar para evitar cualquier susto de estos. 722, 222, 664, 331, 449, 777, 667, 999, 771… Todas estas y algunas más son ladas desde donde son habituales este tipo de prácticas.

Un problema habitual en México

Las autoridades mexicanas registraron en 2019 más de 10.000 números con los que se habían intentado estas extorsiones, la mayoría aparatos móviles. Según, Salvador Guerrero, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia, en México se reportan anualmente 5,7 millones de intentos de extorsión, y el 92% de ellos se hacen vía telefónica. Las cantidades que se intentan estafar no son precisamente pequeñas, algunas de ellas llegan hasta los 100.000 dólares.

Modelos de extorsión

Estos delincuentes telefónicos suelen seguir las mismas estrategias para intentar estafar al damnificado. Estos son las extorsiones telefónicas más habituales:

  • Amenazas de delincuentes.
  • Extorsión por infidelidad a la pareja. Solicitan una gran cantidad de dinero a cambio de no contar una infidelidad.
  • Secuestro virtual. Fingen haber raptado a algún familiar o persona cercana y piden una gran cantidad de dinero a cambio de liberarla.
  • Extorsión gota a gota. Enganchan a las personas con préstamos asequibles que al final se convierten en grandes cantidades de dinero.
  • La patrona. Intentan hacer creer a un trabajador doméstico que el patrón o patrona está en peligro y solicitan a cambio el dinero.
  • Hacerse pasar por un familiar para robar el dinero.

En muchos países, entre ellos México, hay que andar con mucho ojo con este tipo de prácticas porque cada vez son más habituales y nunca se sabe cuándo le puede tocar a uno. Si se recibe una llamada telefónica extraña, con una lada sospechosa, mejor no descolgar el teléfono, y si ya es demasiado tarde avisar a los familiares y denunciar lo ocurrido a las autoridades, lo más rápido posible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.