6 pasos para gestionar una PYME

Gestionar una PYME

Dirigir una empresa de forma inteligente implica el desarrollo de una serie de habilidades gerenciales y administrativas importantes. Además, implica utilizar herramientas informáticas que permitan optimizar los diferentes procesos involucrados de forma eficiente. Dominar estos programas puede ser la diferencia entre el éxito y el fracaso en la gestión de una empresa.

Considerando que el 70% de las pequeñas y medianas empresas mueren antes de cumplir cuatro años de existencia, notamos como la planificación previa adquiere una importancia superior. En las siguientes líneas, te contamos algunos de los pasos y claves que se deben considerar para gestionar una PYME de la mejor manera posible.

Capacitación

Es importante que los emprendedores se formen en el manejo de contaplus, facturaplus y nominaplus, tres de los programas más utilizados dentro de los procesos de gestión de empresas de todos los tamaños. Capacitarse y dominar estas herramientas informáticas permitirá tener un control completo sobre los principales aspectos del negocio.

Aprender a delegar

Resulta fundamental que las personas que emprenden aprendan a dejar en manos cualificadas todos aquellos procesos para los cuales no tienen el conocimiento adecuado o las actividades que no pueden cumplir por falta de tiempo. Así, el emprendedor podrá concentrarse en áreas estratégicas del negocio. Para muchos es difícil, pero es necesario aprender a delegar.

Conoce en profundidad el mercado

Desarrollar productos y servicios exitosos requiere un conocimiento pleno del mercado. En la actualidad, con cientos de emprendedores y empresas de todos los tamaños compitiendo dentro de los mismos sectores, es fundamental que se conozca en profundidad el mercado antes de incursionar en este, siendo esta la única forma de establecer una propuesta de valor.

Trazar planes estratégicos

Centrarse en la atención al cliente

La experiencia del cliente es fundamental. El flujo de clientes es la vida de cualquier empresa  y cada cliente adquirido debe cuidarse, por lo tanto es necesario invertir en un buen equipo de atención al cliente, que más allá de vender, sepa cómo ofrecer una experiencia completa y satisfactoria. Es necesario que las empresas tengan vocación de servicio, de lo contrario están destinadas a fracasar.

Trazar planes estratégicos

No solo hay que pensar en objetivos a corto plazo, sino trazar metas y planes estratégicos a medio y largo plazo. El objetivo de las empresas debe ser la sostenibilidad, lo cual requiere de conocer el mercado, notar los cambios y adaptarse a ellos de manera constante. Las empresas tienen que establecer rutas de acción y planes estratégicos como mira a largo plazo.

Organización

Finalmente, quien gestione una empresa tendrá que disponer los recursos de forma eficiente. Garantizar que todos los procesos internos respondan a un orden lógico, contar con las herramientas de soporte informático adecuadas a su sector y un personal capacitado para el manejo de las mismas es fundamental.

En INEAF Business School son referentes en formación fiscal, contable y jurídica, encargándose de proveer todos los conocimientos y herramientas necesarios para la evolución adecuada de los proyectos de negocios que miles de inversores y empresarios tienen en mente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.