El problema del plástico en el medio ambiente

El Plastico en el Medio Ambiente

La conciencia en su uso y disfrute es indispensable para asegurar la subsistencia, no solo de nosotros como seres humanos sino también para la flora y la fauna. Sin embargo, son muchos los efectos negativos que generamos al ambiente. Uno de los más preocupantes en la actualidad es el plástico. Por esta razón, hoy te hablaremos sobre ello.

El centro de la diana: los océanos

¿Tienes idea de cuántas especies animales viven, directa o indirectamente, en torno al agua de los océanos y mares? Son miles de millones. Y cada una de ellas se ve afectada por los desechos plásticos que se vierten en su hábitat a diario.

El problema principal de este material es la imposibilidad, o mejor dicho, el trabajo extremo que le ocasiona al planeta su degradación. Y, entonces, día a día se producen más y más productos desechables con envases de plástico que son tratados sin el debido procedimiento para asegurar su reutilización. De esta forma, llegan a cualquier lugar del mundo donde afectan todo a su paso, incluso a nosotros mismos.

Las micropartículas

Ahora bien, sucede que el plástico es capaz de dividirse en partículas que pueden ser consumidas por los animales y, este es un hecho muy notorio en la diversidad marina. Después de esto, la historia es muy sencilla: estos animales se contaminan y llevan esa contaminación de una especie a otra hasta la cúspide de la cadena alimentaria donde estamos nosotros. Por tanto, recibimos parte de esa contaminación aunque no lo notemos.

Para finalizar este apartado, es conveniente conocer que los océanos funcionan a través de corrientes, esto quiere decir que no son estáticos. Por lo tanto, pueden trasladar esta contaminación de un sitio a otro sin el mayor problema limítrofe ni midiendo las distancias. Esta situación aumenta el radio de infección que se produce en el planeta, pues puede alcanzar hasta los lugares con menos presencia humana del mundo, como ya se ha visto en zonas como el ártico.

Estrategias para solventar esta problemática

En primera instancia hay que aclarar que las acciones internacionales y de asociaciones son un impulso muy positivo que ha generado cambios en alguna medida. Sin embargo, esto no es suficiente. Es necesario que las industrias, como principales productores y usuarios de productos empaquetados en plástico realicen una modificación urgente a sus estructuras de producción para lograr reducir (y preferiblemente acabar) con estos métodos.

Aun así, siempre existen acciones individuales que pueden realizarse en pro de mejorar la situación actual del planeta. Aunque a simple vista parezca un grano de arena en el desierto, lo cierto es que si tantos granos de arena no estuviesen juntos, el desierto no existiría. Es un claro mensaje de que no hay contribución pequeña y que el trabajo de todos, así sea como una suma de las partes, puede lograr resultados positivos.

Algunas de estas acciones pueden ser: aprovechar bolsas reutilizables cuando vayas de compras, llevar un termo para evitar el consumo de bebidas embotelladas o apoyar las campañas de reciclaje que se promuevan en tu zona de residencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.