Qué va a pasar con los bonos en los casinos online en España

Bonos en los casinos online

Son muchos los sectores involucrados que hoy se preguntan qué va a pasar con los bonos en los casinos online en España, dado que los plazos para adaptarse a la nueva regulación están llegando a su fin.

El Real Decreto establecido por el Consejo de Ministros a principios de noviembre del año pasado entrará en vigor al 100% el 30 de agosto y a partir de ese momento, quedará prohibido firmar contratos que contradigan lo dispuesto. Por su parte, la vigencia de las promociones con los bonos en los casinos online está llegando a su límite mucho antes, su plazo es hasta el 1 de mayo.

Pero son muchas las dudas aún sobre los bonos y los cambios en éstos, pese a que el plazo caduca en menos de dos meses. Las dudas recaen en que la regulación presenta algunas ambigüedades y mantiene activo el debate sobre cómo se adaptarán los diferentes sectores a las nuevas normativas con respecto a la publicidad de las apuestas, los bonos de casinos, las promociones y los patrocinios.

Cómo y cuándo podrán ser ofrecidos los bonos de casino

La era de los bonos parece estar llegando a su fin. Pero quizá no.

A partir de ahora, los casinos online tendrán que cumplir con algunas condiciones y términos específicos para poder ofrecer promociones a sus clientes. La nueva reglamentación hace fuerte hincapié sobre las actividades de promoción y captación, en las que están incluidos los bonos de casino, descuentos, bonificaciones y todo tipo de ofertas que estén destinados a promover de forma efectiva la participación en el juego. 

Dependerá de cómo los operadores de casino ejecuten los términos de la nueva regulación que afirma que: 

  • Sólo podrán ser ofrecidos bonos y promociones a los usuarios registrados por más de 30 días.
  • Únicamente podrán ser ofrecidos bonos de casino y promociones similares a jugadores que hayan enviado su documentación para verificar identidad. 

Entonces, lo que en principio parecía ser una total prohibición en la oferta de bonos de primer depósito o también denominados “bonos de bienvenida”, pasa a ser una restricción en cuanto al tiempo (cuándo) y los requisitos que el usuario debe cumplir para recibirlo. 

De ahora en más y según la regulación, los operadores tendrán que prestar atención a dos condiciones para saber cuándo pueden ofrecer bonos de casino

Sólo podrán ofrecerlo a los clientes que, de forma acumulada tengan una cuenta de juego abierta durante al menos 30 días y al mismo tiempo, hayan sido verificados documentalmente. 

Los nuevos jugadores, esto es los que aún no se han registrado en el casino, no podrán ser captados a través de este tipo de promociones, ni podrán recibir ningún tipo de juego gratis, incluidos los bonos sin depósito, a los que ningún jugador sin verificar su identidad podrá acceder. 

Sin embargo, estos bonos no desaparecerían sino que se estarían convirtiendo en promociones exclusivas para aquellos que ya fueran parte del casino y estuvieran debidamente registrados. 

Cuál será el nuevo modelo de oferta de bonos y promociones que veremos surgir, teniendo en cuenta la presión para la eliminación de los bonos en los casinos online, se trasluce en esta medida regulatoria que puede entenderse más bien como una fuerte restricción aplicada solamente sobre su uso para ciertos fines, como es el caso de la captación

Con cierta ambigüedad, es posible que no estemos hablando entonces de una eliminación de los bonos sino de la eliminación para nuevos usuarios, pero no queda claro totalmente. 

El anuncio de los bonos de casino en Internet

Las limitaciones para los operadores de casino online son severas, algunas de las más fuertes son la restricción de la publicidad por cualquier medio y la habilitación únicamente del horario a la madrugada, la prohibición a los operadores de patrocinar clubes deportivos que representa una pérdida millonaria al sector, y la más controversial que corresponde a la eliminación de los bonos a los nuevos jugadores.

Como muchos afirmaban, los bonos gratis podrían tener los días contados y está claro que el panorama no es bueno para los casinos online y casas de apuestas del país. No es la primera vez que se imponen medidas restrictivas sobre la comunicación publicitaria de ciertos productos o servicios, cabe pensar, por ejemplo, en lo que ocurrió hace muchos años con la industria del tabaco. 

Según el decreto, las “comunicaciones comerciales” de las actividades de promoción, como la de los bonos, sólo podrán dirigirse a clientes existentes o aparecer, en una sección independiente, en la página web o aplicación desde la que el operador ofrece actividades de juego.

Es decir, estará permitido comunicar y promocionar el acceso a casinos online siempre y cuando se realice en las páginas web o aplicaciones de los propios operadores o de aquellos medios de comunicación que sirvan de soporte al juego de concursos. 

Sin embargo, al mismo tiempo, la comunicación podría ser viable si los sitios web que ofrecen comunicaciones comerciales están vinculados con los resultados de las búsquedas de motores como Google, a través de palabras claves asociadas al juego. Es decir, si la página web está asociada a términos de búsqueda en relación a los casinos online. Deja abierto a debate cuáles son o podrían ser esos términos asociados y si, por ejemplo, términos como “bonos de casino” específicamente están incluidos o no en esta normativa. 

La compra de palabras clave y el posicionamiento pago en Google quedan permitidos sólo en aquellos casos en los que el resultado ofrecido tras una búsqueda fuera fruto de un acuerdo comercial entre el anunciante y el titular del motor de búsqueda y sólo cuando esa búsqueda utilice palabras o frases conectadas de manera directa con las actividades de juego. 

No obstante, aunque el decreto limita considerablemente la publicidad del juego, no significa la eliminación por completo de la misma. Los casinos sí tendrán la posibilidad de ofrecer bonos a quienes hayan realizado depósitos, y programar campañas de email marketing a usuarios que ya hayan dado su consentimiento previamente. 

Los bonos de casinos no desaparecen del todo, y en todos los casos en que sí sean ofrecidos, el decreto hace referencia a la obligación de contar con mecanismos para evitar que lleguen a menores de edad. 

De la misma manera, los operadores no podrán ofrecer, de ninguna manera, descuentos a personas que hayan mostrado tener un comportamiento patológico con la actividad del juego. Esta medida en pos de fomentar el Juego Seguro, se refuerza con el resto de las restricciones en relación a la protección de menores de edad.

El desafío de una industria con escasa publicidad 

Frente a un panorama que vislumbra la eliminación total de la comunicación comercial y las promociones de captación, pueden encontrarse ciertas aristas que podrían permitir la continuidad, con mayor protección y cuidado, de la comunicación publicitaria. La industria del juego online está viviendo un proceso paulatino de transformación y de crecimiento, de cierta forma, hacia la construcción de un entorno mucho más seguro y legal. 

No olvidemos que, la publicación del Real Decreto se dio en un contexto desordenado como consecuencia de los efectos de la pandemia mundial sobre la industria del juego online. Su mayor objetivo fue prevenir la adicción y garantizar la protección de los derechos de los menores de edad. 

En este sentido, el camino hacia una industria del juego mucho más segura y legal está en marcha y es deber de todos los involucrados actuar en pos de fomentarla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.