El prototipado como herramienta fundamental en el éxito del desarrollo de software

Prototipado

El prototipado o prototyping, en ingeniería de software, se refiere a una representación limitada del diseño de un producto, con el objetivo de permitir que las partes involucradas en el proceso de desarrollo puedan experimentar con el mismo, utilizarlo, realizar pruebas y corregir errores de usabilidad, mejorando la experiencia del usuario final.

Los prototipos permiten que se evalúen con eficiencia los productos, comprender mejor cuales son los requerimientos del usuario y definir alternativas para mejorar la experiencia de uso del mismo. El prototipado es válido para cualquier clase de producto o servicio, siendo un proceso bastante común en el desarrollo de software.

Habitualmente, se realizan prototipos de software con el mismo lenguaje de programación elegido para desarrollar la aplicación final. Para esto, es fundamental contar con la ayuda y los servicios de una empresa de prototipado con la capacidad para brindar asesoramiento completo relacionado con la mejora de la experiencia de usuario.

Ventajas e inconvenientes del prototipado

El prototipado es una herramienta fundamental para el éxito en el desarrollo de software. En este proceso, la consultoría de experiencia de usuario provista por la empresa MTP resulta de gran valor por sus más de 20 años de Digital Business Assurance, principalmente en lo relacionado a la seguridad en la calidad del software.

Consultoría de experiencia de usuario

Con el testeo de software antes de su lanzamiento, se consiguen amplias cuotas de éxito en empresas que necesitan verificar los parámetros de calidad, seguridad y usabilidad. 

A continuación, te explicamos cuáles son las ventajas y los inconvenientes o limitaciones del prototipado de software:

Entre las ventajas, encontramos que la semejanza entre el prototipo de software y el sistema final que es entregado al usuario es bastante elevada. Es esta fidelidad lo que demuestra la utilidad y eficiencia del prototipado, ya que permiten conseguir métricas relacionadas con el rendimiento con las cuales se puede hacer correcciones en etapas tempranas de desarrollo.

Para el usuario, se consigue entregar un software que se siente y funciona tal como lo haría sistema real. Con esto, se logra una evaluación completa y favorecer la comunicación, discutir cambios e intercambiar ideas con el equipo de desarrollo responsable del proyecto. Esto es fundamental cuando el software tiene requerimientos cambiantes o poco claros.

En líneas generales, el proceso de prototipado permite que se ahorren recursos y tiempo, ya que se tiene la capacidad de intervenir y realizar modificaciones al sistema en etapas tempranas de desarrollo. Esto significa que no se tendrán que realizar modificaciones sobre el sistema final, pudiendo experimentar con la usabilidad previamente.

Con respecto a los inconvenientes relacionados con el prototipado y testeo de software, sabemos que se trata de un proceso que requiere habilidades de desarrollo así como la inversión de tiempo por parte del equipo técnico. Además, el usuario final tendrá la percepción de que el sistema se encuentra culminado, por lo que querrán ver su funcionamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.